Archivo | septiembre 2012

Un hada con Voz

 

Quisiera volar muy lejos, hasta el infinito,
y gritar mis sentimientos  al espacio sin oídos.
Quisiera entregar todo, que supieras cuanto te necesito
darle sombra a mi mente y alas  a todos mis delirios.
Más, no puedo mover el tiempo,
ni retroceder el mundo que no es el mismo, Pero si puedo llevarte en mi alma  y en todos mis latidos , cada vez que respiro..

Abriere flores en tu jardín con mi fragancia
y cada vez que abras tu ventana, miraras mi alma.
Iluminare mis días como el sol de cada mañana
y haré volar todos los  pájaros en el cielo
para llover en mi mente, tu recuerdo.
Mas, pintaré primaveras en mis  sueños
y mojare de invierno mis deseos
así  renaceré en tu  piel
como rayos de luz en las tormentas
y como silencio abrumador en tu aposento..
JACQUELINE   YUNIS
Anuncios

Que no daria yo..

Luz que deslumbra  memoria,

que  retrocede  el alma,

donde  todas las flores son salvajes  y exóticas,

donde  se hunde el camino por calles de nubes;

“Que no daría yo por volver a mi casa”.

Un ayer de perlas, de blancos sueños, de dulce  mirar;

cenicienta que congela su voz  y desnuda su tiempo,

que respira diluvios,

que su aire son gotas

y en su paraguas colgó  solo estrellas;

“Que no daría yo por volver a mi infancia”.

Tren del tiempo que todo se mira pasar y nada se tiene,

niña de manos inquietas y latidos de oro,

que escribiendo hechizos contagia y se ahoga.

“Que no daría yo por cruzar  el horizonte

donde todo se canta , donde se vive y se baila” .

Brújula que  desvió el  norte,

alma que navega en remolinos,

huellas de la vida que mojan silencios como tormenta fría,

que confundió su hora y  su razón en un mundo 

detrás  de  fantasmas sin sentidos;

“Que no daría yo por limpiar el universo y hacerlo mio”.

Perfume de inocencia que eleva el viento

que colma los años de suave tinieblas

que alegra los pájaros abriendo un nuevo rumbo

aceptando el revés de la vida y guardando de regalos  para otro tiempo, ..sonrisas.

Que no daría yo por despertar  un solo sueño y recoger todas mis estrellas  perdidas”.

Tardé en llegar, nací  sin llorar

escribí notas que hoy son amarillas

y sembré amor sin medir a la par, con la agonía;

“Que no daría yo por abrir de nuevo

la puerta de mi otra vida”..

Jacqueline  Yunis

 

 

Muere Lentamente..

Muere lentamente quien se transforma en esclavo del hábito, repitiendo todos los días los mismos trayectos, quien no cambia de marca, no arriesga vestir un color nuevo y no le habla a quien no conoce.

Muere lentamente quien evita una pasión,quien prefiere el negro sobre blanco y los puntos sobre las “íes” a un remolino de emociones,  justamente las que rescatan el brillo de los ojos,  sonrisas de los bostezos,  corazones a los tropiezos  y sentimientos.

Muere lentamente quien no voltea la mesa cuando está infeliz en el trabajo, quien no arriesga lo cierto por lo incierto para ir detrás de un sueño, quien no se permite por lo menos una vez en la vida, huir de los consejos sensatos.

Muere lentamente quien no viaja, quien no lee, quien no oye música, quien no encuentra gracia en sí mismo.

Muere lentamente quien destruye su amor propio, quien no se deja ayudar.

Muere lentamente, quien pasa los días quejándose de su mala suerte o de la lluvia incesante.

Muere lentamente, quien abandona un proyecto antes de iniciarlo, no preguntando de un asunto que desconoce o no respondiendo cuando le indagan sobre algo que sabe.

Evitemos la muerte en suaves cuotas, recordando siempre que estar vivo exige un esfuerzo mucho mayor que el simple hecho de respirar.

Solamente la ardiente paciencia hará que conquistemos una espléndida felicidad.

PABLO  NERUDA

Sin Tabúes

Huelo mis pasos cansados,

sorprendo la nada y desnudo mi cobardía,

mi alma sedienta enciende su luz

deja caer su escudo y su espada

enrojece su blanca conciencia ,  imaginándote.

Piel ausente de caricias expuesta  a  prisión

adicta a un sueño que arde sin hoguera,

se ahoga  un murmullo que no existe

se despiertan las magias  y agoniza la amante.

 

La noche refresca y llama a los dioses que curan heridas,

mantengo la esperanza pero el tiempo se esfuma,

la ilusión entra en una copa seca para brindar,

se levantan barreras y me acobardo a seguir.

La locura se envuelve en otro cuerpo,

en el abismo de un divino peligro,

que mira, que siente, que pide,

que sacia su misterio como olas  inquietas

que me sumergen toda de ti, en sombras..

Sin preguntas  y  despacio

me  escuchas  y  enloqueces,

me regalas tus fantasías y mi cuerpo su humedad,

nadie respira el mundo se detuvo

mirando el cansancio transparente de un esperar..

Trampas que nos da la vida

fuego lento que quema sin piedad,

no sé a dónde irá mi sueño

tampoco si es contigo mi verdad

pero amaneces hoy en mí

y todos mis gemidos

sobre ti,

bailan esta noche sin cesar..

Ahora el sol es el que ama la luna

y mis estrellas son luces que unen el día,

la noche y tu respirar..

Jacqueline   Yunis

La vida es Hoy

 

Vengo del aire, sueño sin tormentas.

Presiento la voz de un ángel.  Respiro su  piel.
Soy  ave  de Dios  y  mujer de  la tierra;  soy dulce selva que susurra  instintos que brotan del  silencio, que riega pasiones, que viste ilusiones, que salta al vacío, que busca tu mano, que tiembla sus miedos,  que encuentra  el  espejo; 

y solo ve la luz de un  corazón blanco que se resbala entre venas:

No te asombres que una estrella  se apague ante ti.

No te asombres que mis latidos sepan contar memorias y plasmar deseos nuevos y viejos, en la sombra.

No te asombres que mis manos logren rodear la nada y aun así fundirse en tu piel y encontrarte.

No te asombres si caminando en contra del viento, de pronto escuchas mi nombre, como polvo en el aire.

No te asombres si al mirar el azul del cielo o  a una hermosa rosa, sonríes pensándome.

No te asombres si el lugar más perfecto y eterno se vuelve humo, solo por imaginar que vuelo y estoy cerca.

Que no te asombre que mi voz te vea  y que te alcance hasta donde yo no pueda.

Que no te sorprenda un relámpago sin lluvia ni diluvios.

Que por gotas caigan flores y rayos de luz hasta salir del planeta.

Soledad mágica que bendice pensamientos, con hambre de estar, con ansias de ser, con permiso de vivir  y  poder de soñar.

Mi sombra se adelanta, sin frio y me abrigo; tiemblan todos los sentidos y se vuelven uno.

Mi mente retrocede el tiempo  y  mece  emociones  que  estallan en un bosque de hadas que sin conocer el mundo; juegan a vivir, buscándote ..

Dios!!! que me hiciste mujer en vez de rosa, haz que en el jardín de mis deseos nunca falte un sueño..

JACQUELINE  YUNIS